El rencor de la Montaña Insomne (Trilogía Insomne 1) - Samuel Vernal

" La presencia de aquella mujer era amenazante, como una olla a presión rellena de ira contenida que fuera a explotar en cualquier mom...

"La presencia de aquella mujer era amenazante, como una olla a presión rellena de ira contenida que fuera a explotar en cualquier momento.






Sinopsis


Una mágica tierra.

Una cultura ancestral.

Una misteriosa lengua de origen desconocido.

Una organización enigmática.

Un asesino sin piedad.

Un poderoso secreto oculto durante siglos.

Una joven filóloga dispuesta a descubrirlo.


En los albores del siglo XI, un monje de San Millán de la Cogolla anota a la luz de las velas unos comentarios explicativos en el códice 60, las famosas glosas emilianenses, convirtiéndolos en el primer testimonio escrito de frases completas redactadas en un misterioso idioma de origen desconocido, el euskera.


Diez siglos después, Anne Wellington, una joven filóloga inglesa experta en la lengua vasca, llega a Bilbao para comenzar una nueva vida junto a su novio de origen alavés David Vanner. Enseguida es contratada por una enigmática fundación que le encarga el análisis de una extraña copia del icónico códice.


Solo debe cumplir una norma: no puede revelar a nadie, ni siquiera al propio David, nada acerca del manuscrito ni de la organización que la ha contactado.


Todo se complica cuando comienzan a producirse una serie de crímenes que les pondrán a prueba y les harán enfrentarse a algo que está muy por encima de ellos, y de lo que tratarán de salir indemnes, antes de que haya otra víctima.


Un magnético viaje lleno de intriga desde el Bilbao más cosmopolita hasta las mágicas tierras de La Rioja Alavesa, donde el horror, el misterio y unos inquietantes personajes se darán la mano, dispuestos a no hacerles olvidar cuál es su destino.



Valoración personal


El rencor de la Montaña Insomne es la primera parte de la trilogía Insomne escrita por Samuel Vernal y mezcla el género policíaco y de suspense con un poco de fantasía o ciencia ficción, no sabría muy bien como catalogarlo porque no llega a ser un libro de fantasía cómo tal pero sí que contiene toques de magia y brujería ancestral. En todo caso, es un libro de ficción.


La historia transcurre en el País Vasco actual, entre Bilbao, Vitoria y algunos pueblos de la Rioja Alavesa. El autor nos muestra a través de las historias de Anne Wellington y de David Vanner una zona de España llena de misticismo, de magia ancestral. Nos planteará una versión mística del nacimiento del euskera, esa lengua que es considerada una de las más antiguas de Europa y cuyo origen es desconocido.


Pero para ir descubriendo cómo se originó todo, presenciaremos una serie de asesinatos que David Vanner y sus compañeros de trabajo intentarán resolver mientras que Anne, por otra parte y a escondidas de su novio, David Vanner, intentará resolver el misterio que rodea el códice 60; un documento muy antiguo que descubre una organización secreta llamada Petunia y que la contrata para traducirlo.




En la primera parte de la trilogía hay varias historias paralelas (la historia de Anne, la de David, los asesinatos, etc.) que en el fondo forman parte de una misma trama general. Samuel Vernal ha hecho un trabajo brutal al fusionarlas de una manera tan buena y de hacerlas tan creíbles.


Es una historia que te engancha desde el primer momento y esto no lo digo por decir si no que el final del primer capítulo es muy muy fuerte. Te quedas en shock y preguntándote qué narices acaba de pasar y sobre todo, ¿qué pasará ahora? Esto me parece fundamental en un libro de misterio y suspense pues al fin y al cabo te tiene que tener en vilo constantemente para que sigas leyendo y queriendo saber cómo acaba todo y Samuel lo consigue, ya os lo aseguro yo.




La historia me gusta mucho porque trata el tema de la brujería, de las religiones paganas, de la existencia hoy en día de personas que siguen creyendo en aquello y siguen siendo practicantes. No os alarméis porque hoy en día hay gente cuya religión es neopagana y no van haciendo sacrificios ni creen en el Diablo, simplemente creen en la Naturaleza, en las energías, en el Karma, etc. Y, sobre todo, creen en la Diosa de la Naturaleza, algo que para mi es muy importante porque no significa que exista una Diosa omnipresente, si no que yo la entiendo como una representación de la Naturaleza que se hace para poder honrarla. En fin, que la brujería y el paganismo son temas que me fascinan y este libro me ha dado ese toque que me gusta.


Además, estas creencias honran -generalmente- a la mujer y no sólo eso, si no que suelen ser sociedades matriarcales donde la mujer es libre, poderosa y empoderada. Este tema también se plantea a lo largo del libro porque el autor hace hincapié en varias ocasiones sobre el feminismo que reina en el País Vasco.



PERO, y al parecer en todas mis reseñas hay un pero, tengo un problema: David Vanner. A ver, no es que me caiga mal, de hecho a lo largo del libro empatizo un poco con él y al final me resulta un personaje interesante sobre todo por la evolución que sufre a lo largo de la obra. Pero es que al principio no podía con él. No lo tragaba y estaba empezando a sufrir porque creía que me estropearía la trilogía. El problema es que al principio del libro, es un cerdo. Un guarro, un pervertido, llamadlo cómo queráis.


Hay varias escenas que me pueden y que se enlaza con un segundo mini problema que tenía con el principio de la novela pero que duró sólo un poco y es que tenía muchas escenas eróticas. Había veces que tenía la sensación de estar en una novela erótica con toques de policíaca. A mi no me molestan las obras eróticas pero no me acaba que en libros de otras temáticas predomine tanto porque me da la sensación de que no viene al cuento con la historia y le quita protagonismo a lo que de verdad importa.



Sin embargo, por suerte, eso momentos solo se dan al principio y luego se centra en la verdadera trama y en las historias de sus personajes.


Antes de acabar, tengo que darle su momento de gloria al final del primer libro. EL FINAL. Uno de esos finales que cuando lo lees te urge coger la segunda parte porque no puede dejarte así: no puede. Yo tuve incluso un pequeño infarto cuando leí las últimas líneas del libro porque es brutal.


Ahora sí que sí. Me despido y pronto traeré la reseña de la segunda parte que cómo no podía ser de otra manera, ya la he acabado. Yo es que no puedo con el ansía, disculpad.


Espero que os animéis a leerlo porque os enganchará seguro.


Muchas gracias a Samuel Vernal por ponerse en contacto conmigo 
y hacerme llegar las dos primeras partes de la Trilogía. 
Estoy encantada con ellas y ya estoy con las ganas de que publique la tercera y última parte. 

Gracias.

También te puede interesar

4 comentarios

  1. ¡Hola!
    Me alegra muchísimo que te gustara el libro. Creo que coincidimos en bastantes cosas de las que dices.
    Estoy segura de que el segundo libro lo vas a disfrutar igual o más, porque es increíble. ¡Ya nos contarás!
    Un saludo desde Planeta Singular 😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!

      Gracias por pasarte :) Acabo de leer tu reseña y es cierto, compartimos varias ideas. Con respecto a la segunda parte, me ha encantado. Estoy deseando que publique la tercera :)

      ¡Un saludo! Y muchas gracias por pasarte :)

      Eliminar
  2. Hola 😉
    Qué reseña más completa. ¿Sabes lo que más me atrae? El tema de la ambientación. Ay, el País Vasco... qué pasada.
    En cuanto a los asuntos de brujería y tal... lo considero fascinante y no he leído demasiado sobre el tema. Igual me animo.

    Un abrazacoooo 😀

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!

      La verdad es que tanto el País Vasco como la brujería son temas muy interesantes. Te recomiendo ésta trilogía para saber conocer un poco más del tema :)

      Un abrazo!

      Eliminar